a


A las 00:30 de hoy, el Gobierno y la Central Obrera Boliviana (COB) firmaron un acuerdo que dio por finalizados el paro médico y las movilizaciones del sector Salud en repudio al decreto 1126.

El acta de entendimiento plantea en uno de los consensos la elaboración de un decreto supremo que suspenda el decreto 1126, referido a las ocho horas de trabajo para los trabajadores en Salud, que dio origen a las protestas del sector el 28 de marzo.

El anuncio hecho por el ministro de la Presidencia, Juan Ramón Quintana, detalló –en conferencia de prensa- que el futuro decreto debe constar de tres parágrafos: el primero, debe confirmar la suspensión e inaplicabilidad del 1126 hasta que se realice la Cumbre de Salud.

El segundo punto es la convocatoria a dicha Cumbre y el tercer parágrafo restituye las normas administrativas previas a la aprobación del decreto 1126, con lo que se mantiene la jornada laboral de seis horas para los funcionarios de Salud.

El secretario ejecutivo de la Confederación de Trabajadores del Sistema Público de Salud, José Gonzales, aseguró que tras la firma del acuerdo se da por terminados el paro médico, que inició el sector el 28 de marzo, así como las movilizaciones.

“Si bien desde hoy las actividades en salud van a ser normales paulatinamente, se declara un cuarto intermedio de la huelga general indefinida hasta la Cumbre”, aclaró Gonzales.

Añadió que los despidos de funcionarios y galenos que respaldaron el paro quedan sin efecto, mientras que una comisión discutirá alguna variación en el caso de los descuentos

Otro de los puntos consensuados entre el Gobierno y la COB es la incorporación de los trabajadores municipales en salud a la Ley General del Trabajo, para lo que habrá una reunión la próxima semana, anunció Quintana.

También se establece la derogatoria de los artículos 234 y 232 del Código Penal, referidos a la penalización del derecho a la huelga. Se define que el resarcimiento a las víctimas de dictaduras se analizará en reuniones con el Ministerio de Justicia. Se compromete la reactivación en el aparato productivo.

También incluye el fortalecimiento institucional para proteger los derechos de los trabajadores. El máximo dirigente cobista, Juan Carlos Trujillo, planteó que el acuerdo da respuesta sólo al punto de su pliego petitorio referido al sector Salud. “Hemos dado solución a un punto del pliego nacional de la COB. Es sólo un punto, hay otros en los que debemos seguir discutiendo”. El conflicto es desactivado luego de 46 días de paro médico y más de un mes desde el inicio de piquetes de huelga de hambre. // Página Siete

_______

Gobierno pacta con trabajadores en salud y COB emitir otro DS

Conflictos socialesA las 0.25 de hoy y tras ocho horas de reunión, el ministro de la Presidencia, Juan Ramón Quintana, informó el acuerdo con ambas dirigencias. “Se logró firmar un acta de entendimiento con la elaboración de un decreto supremo que deja en suspenso el Decreto 1126”.

La norma, según la autoridad, tendrá tres parágrafos: el primero, referido a la “suspensión e inaplicabilidad del 1126”; el segundo, a la convocatoria a la cumbre de salud; y el tercero, a la restitución de las seis horas laborales. El decreto supremo deberá ser emitido por el presidente Evo Morales en las siguientes horas.

El ejecutivo de la COB (Central Obrera Boliviana), Juan Carlos Trujillo, confirmó el acuerdo, pero aclaró que se trata de uno de los ocho puntos del pliego de la entidad. “Lo más importante es la reactivación del aparato productivo que debe ser discutida en otra mesa”, declaró al terminar la cita.

En tanto, el representante de la Confederación de Trabajadores de Salud Pública, José Gonzales, afirmó que además se dejaron sin efecto los despidos y que se conformará una comisión para analizar los descuentos. “A partir de mañana, las actividades serán normales de forma paulatina. Declaramos un cuarto intermedio hasta que vayamos a la cumbre”.

Al final de la reunión, el ministro de Trabajo, Daniel Santalla, aseguró que “ya no hay motivo para continuar con las medidas de presión”, que se iniciaron hace 48 días, tras la aprobación del reglamento de la norma de las ocho horas para la salud pública.

Médicos. Paralelamente, el Ejecutivo continúa el diálogo con los médicos, según el ministro de Gobierno, Carlos Romero. “Estamos avanzando”, dijo. En tanto, Luis Larrea, del Colegio Médico de La Paz, confirmó la negociación. “Esperamos que mañana (hoy) nos convoquen”, aseveró. Por otro lado, en Oruro, el Comité Ejecutivo de la Universidad Boliviana (CEUB), otro sector que firmó un preacuerdo con el Gobierno para el nuevo decreto, debatía hasta las primeras horas de hoy, la validación del convenio o la continuidad de las medidas de presión, como una marcha hacia La Paz.

La mayoría de los representantes se inclinaba por suspender la huelga, pero manteniendo las protestas, como ocurrió en Santa Cruz, donde universitarios fueron gasificados por la Policía en puertas de la regional de Impuestos.

El ministro Quintana acotó que anoche se aprobaron otras demandas de la COB, como la derogación y modificación de dos artículos del Código Penal, que desconocían la actividad sindical; la incorporación de los trabajadores municipales a la Ley General del Trabajo; y el resarcimiento a las victimas de la dictadura “en casos pendientes”. 

3 Sectores en conflicto

Desde el 28 de marzo, los salubristas realizan protestas contra el Decreto 1126, que restituye las ocho horas de jornada laboral. La COB apoya su demanda por una decisión del ampliado y las universidades, por el derecho de la docencia asistencial simultánea.

Los reportes sobre el caso Boyán difieren

Mientras el ministro de Gobierno, Carlos Romero, afirma que el examen forense realizado a la enfermera Leonor Boyán demuestra que no fue torturada; el representante del Defensor del Pueblo, Álvaro Flores, sostiene que la señora sí presenta lesiones en los brazos, pero no sabe si son producto de una violenta agresión. “El informe forense evidentemente señala que no hubo violencia, torturas o situaciones que puedan caracterizarse como extralimitadas”, dijo ayer Romero en conferencia de prensa.

El representante del Defensor del Pueblo en La Paz aseveró que visitó a Boyán en la sala de terapia intensiva del Instituto del Tórax e indicó que solicitó el informe forense al Instituto de Investigación   Forense, al igual que reportes que levantaron la Policía y el Viceministerio de Régimen Interno.

“He reiterado que hay lesiones y marcas, tanto en los brazos como en las piernas, si bien esto evidencia el uso de la fuerza, pero no puedo decir que si hubo tortura o no, sin ver los estudios médico-forenses necesarios”, señaló.

El jueves 10, se registraron enfrentamientos entre policías y salubristas, además de estudiantes de Medicina, que piden la abrogación del Decreto 1126.  Ese día, el viceministro de Régimen Interior, Jorge Pérez, recibió un golpe en la cabeza, producto del impacto de un pedazo de mosaico de loza. En el incidente se detuvo a cuatro personas, entre ellas a la enfermera Boyán.

La autoridad informó que Boyán “se refugió en el Hospital de Clínicas por temor a ser detenida”. Luego, la enfermera y sus compañeros denunciaron agresiones y torturas de parte de la Policía. De inicio, Boyán dijo estar embarazada, pero aclaró que lo hizo para evitar ser lastimada. Según el reporte médico del hospital, la enfermera podría ser dada de alta hoy.

Alertan sobre el colapso del Hospital de Clínicas

El representante sindical del consejo técnico del Hospital de Clínicas, Raúl Mercado, informó ayer que el nosocomio sufre la falta de insumos, lo que le obligaría a suspender la atención en el servicio de Emergencias. “Frente a este total desabastecimiento, queremos poner en claro que nos vamos a ver en la necesidad, a partir de esta semana, de dejar de dar atención a los pacientes”.

Recaudaron Bs 107 mil en multas a clínicas privadas

Impuestos Internos informó que en el operativo realizado a 361 clínicas y consultorios privados, que estableció que el 70% no emitía facturas, se recaudó Bs 107 mil en multas por la primera infracción, que consiste en el pago de hasta 10 veces el servicio no facturado. En total, se clausuraron 107 centros y 114 se adhirieron a la figura de convertibilidad, con el pago de la multa.// La Razón

___________

Gobierno toma oxígeno y pospone todo

Oxígeno. Eso respiró ayer el Gobierno del presidente Evo Morales, que durante siete semanas consecutivas enfrentó una ola de conflictos, al llegar a ciertos preacuerdos con el sector salud y universitario. Solo que, según expertos, no hay soluciones definitivas, solamente postergación a la solución a temas de fondo y que otros como la demanda salarial se mantienen latentes junto al pedido de los indígenas de la novena marcha, que le pueden volver a quitar el sueño en las próximas semanas, complementan.

"No puede cantar victoria porque el tema de salud, que ahora se ha descubierto había sido estructural, ha sido postergado para la cumbre de salud", dijo el experto en resolución de conflictos del Colegio de Abogados de Santa Cruz, Juan Carlos Saavedra.

El pedido de un aumento salarial mayor al 8% que propone el Gobierno es un foco conflictivo y la marcha indígena conforme avanza a La Paz y exija la derogación de la Ley 222 que plantea la posibilidad de partir esa reserva con una carretera, irá subiendo de tono, señala.
Usó a la universidad. El politólogo Carlos Cordero observa que el Gobierno usó su afinidad política con algunos rectores del sistema universitario, "que seguramente tienen aspiraciones políticas", para desinflar el conflicto de salud y lo está consiguiendo a medias debido a la falta de credibilidad.

"Esto es solo una tregua en la que el Gobierno está tomando oxígeno, pero no las soluciones de fondo porque hay otros problemas que se le aparecerán", agregó.

Es por la temporada. Por su lado, el sociólogo Ricardo Paz dijo que  todo conflicto tiene su inicio, su efervescencia y su ocaso.

"Son como la temporada de lluvias, a veces llueve más fuerte y a veces más despacio", dibujó al explicar que siempre después de carnaval surgen las demandas salariales o el pedido de solución a problemas estructurales como el de salud que ahora a raíz del aumento de las horas a los médicos quedó al desnudo.

En su criterio hubo mal manejo del conflicto por la soberbia del Gobierno de sentarse en una mesa de negociaciones.
Quedan pendientes. Asimismo, el vicepresidente del Comité pro Santa Cruz, Nicolás Ribera, dijo que queda en suspenso hasta una cumbre del próximo mes el tema estructural de salud.

"Mientras tanto los niños de los hospitales seguirán comiendo fritos porque no hay para carne y seguirán encaramados en las camas", observó al hacer notar que vivimos en un país que está en guerra contra la sociedad porque el Gobierno destina más del 50% para la seguridad y un 3% para salud y educación.
Gobierno. Sobre el tema de la postergación de la solución al conflicto de salud, el ministro de Gobierno, Carlos Romero, admitió que se trata de un tema estructural que; sin embargo, no es actual.

Y consideró que debe ser abordado entre los actores de todos los niveles en la próxima cumbre a realizarse en Oruro.

Entrevista con Germán Antelo: ‘La salud quedó al desnudo’

El senador cruceño de oposición, Germán Antelo, hizo ayer un balance de ganadores y perdedores después de los 45 días de conflictos y de paro de salud.

P. Los conflictos se están desactivando ¿qué podemos sacar en limpio?

G.A.: Que como resultado de estas siete semanas de crisis, ha quedado destapado que en salud tenemos muchas deficiencias, hospitales sin insumos, sin equipos y sin personal, camas con dos o tres pacientes y que es deber del Gobierno y de todos los niveles, municipios y gobernaciones buscar soluciones definitivas.

P. ¿Cómo observó el manejo del conflicto?

G.A.: Un manejo pésimo del Gobierno porque después de haberlo provocado con el Decreto 1126 dejó que la violencia y la tensión suba y queda en limpio que en 6 años en el poder este gobierno se aplazó en salud.

Gobierno
Sectores afines se mantuvieron vigilantes

La Paz.  "Cumbre social, cumbre social", gritaron ayer  un grupo de 30 personas en inmediaciones de Palacio Quemado a la cabeza del exejecutivo de la Confederación Sindical de Comunidades Interculturales de Bolivia, Gustavo Aliaga. Esta protesta social ingresó a la plaza Murillo en apoyo a la propuesta gubernamental de dejar en manos de una cumbre la aplicación de las 8 horas de trabajo en el sector salud y para respaldar los acuerdos del Gobierno.// El Día

0 comentarios:

Publicar un comentario

Estimado visitante:
Se aceptan todos los comentarios, siempre y cuando están dentro del marco del respeto y no sean SPAM. (Gracias por tu visita / comentario)

 
Top