a

ACTA podría ser aún más temerosa que SOPA, indican simpatizantes de la libertad en Internet y así, la discusión sobre la amenaza que representa el Acuerdo Comercial Antipiratería (ACTA) cada vez más encuentra un lugar en la boca de los cibernautas al mismo tiempo que gana el interés internacional después de que el Congreso de losEstados Unidos congelara temporalmente la Ley Contra la Piratería Online (SOPA) la semana pasada.

Tanto la amenaza de ACTA como SOPA tienen por objetico limitar la piratería y la falsificación, pero los opositores argumentan que ambas podrían tener un efecto adverso limitando la libertad en Internet, terminando con la innovación y posiblemente incluso, censurando al mismo Internet.

Libertad webGoogle, Wikipedia, Reddit y otros sitios web exitosamente iniciaron una campaña de "apagón" contra SOPA el pasado 18 de enero, reuniendo a la totalidad de la web en un grupo partidario en oposición a la ley, y ocasionando que el Congreso congelara y revisara de nueva cuenta la implementación de la iniciativa.

Ahora, los opositores del ACTA, incluyendo organizaciones como el grupo "hacktivista" Anonymous, están formando una coalición en contra de ACTA de la misma manera que se hiciera contra SOPA.

A pesar de las similitudes clave, el debate entre los expertos sobre cuál de las dos es la más amenazante, la mayoría concluye que es ACTA la que en términos "mundiales", tendría un mayor impacto negativo.

Aquí hay 5 razones por las cuales esta mayoría crees que ACTA es la amenaza más grande para Internet:

1.- Alcance: La razón clave por la cual ACTA es más amenazante es el hecho de que se trata de una iniciativa internacional. SOPA por su parte, representa una ley ante el Congreso de los Estados Unidosúnicamente aunque cuente con algunas implicaciones mundiales como se ha demostrado con el desmantelamiento del sitio de descargas Pirate Bay.

ACTA, mientras tanto, establecería un marco legal para tratar con los temas de falsificación, piratería y otros crímenes. En lugar de utilizar las leyes del país de residencia de los individuos acusados, si ACTA es aprobado, las naciones deberán ser capaces de procesar este tipo de crímenes a través de un nuevo cuerpo de gobierno que habitaría fuera de la regulación de las Naciones Unidas y otras instituciones internacionales.

Esto permitiría a ACTA, ser utilizado para terminar con la actividad en Internet en todo el mundo  mediante una autoridad coordinada que residiría fuera de toda nación.

2.-Transparencia: El debate sobre SOPA tuvo lugar en su mayoría lejos del ojo del público en una primera instancia, pero debido a que fue discutida en la sala del Congreso estadounidense, la oposición fue capaz de monitorear los procedimientos y ver los borradores de dicha ley.

Para el caso de ACTA, la amenaza está siendo negociada a puerta cerrada casi en su totalidad. Si no fuera por recursos como WikiLeaks, organización que liberó la documentación que revelaba los detalles sobre las negociaciones y borradores con el contenido de ACTA, el mundo aún contaría con muy poco conocimiento de lo que esta amenaza realmente traería consigo.

3.-Facilidad de aprobación: SOPA fue frenada debido a que requería que ambas Cámaras del Congreso de los Estados Unidos la aprobaran y que el presidente Barack Obama la firmara. Una vez aprobada, se convertiría en sujeto de apelación y más tarde habría sido cambiada por un nuevo Congreso.

Por su parte, ACTA fue firmada por los Estados Unidos el pasado 11 de octubre y ni siquiera requirió de la intervención de Barack Obama para obtener la aprobación de las autoridades externas; es decir, ni al Congreso, ni la Suprema Corte, ni los ciudadanos estadounidenses.

Ahora que ha sido firmada, los poderes legislativo y judicial del gobierno de los Estados Unidos tienen una limitada capacidad para modificar o apelar la amenaza, y los estadounidense serían sujetos de un gran esquema de leyes, restricciones y regulaciones que podrían ocasionarles el enfrentar multas o la cárcel a través de un proceso que estaría sucediendo con gran probabilidad fuera del alcance del sistema de justicia de los Estados Unidos.

4.- Nivel de Soporte: Incluso previo a que los esfuerzos de los oponentes tiraran la controversial ley SOPA, la iniciativa contaba con únicamente 31 partidarios dentro del Congreso, una muy pequeña minoría en comparación con la que se requería para impulsar la ley en un inicio. A pesar de las grandes amenazas que SOPA representaba para Internet y que el Congreso estaba por aprobarla, nunca estuvo verdaderamente cerca de convertirse en una ley.

ACTA, por el otro lado, es un tratado internacional, es decir que requiere acuerdos unilaterales y que no requiere de votos basados en la opinión pública, ya fue firmado por la administración de Obama, mismo que ha sido duramente criticado incluso por personajes como el senador demócrata para Oregon, Ron Wyde, ya que considera que el haber permitido a Obama firmar un tratado internacional de este tipo sin la aprobación del Congreso es inconstitucional.

Estados Unidos no está solo. Durante la misma ceremonia celebrada en Tokio el 11 de octubre pasado, Australia, Canadá, Japón, Marruecos, Nueva Zelanda, Singapur, y Corea del Sur firmaron también el acuerdo. Por otro lado, la Unión Europea en su totalidad, México, y Suiza, indicaron que planean hacerlo en un futuro cercano.

El mismo G8 declaró su apoyo a ACTA en julio del 2008, al mismo tiempo que "animó a las partes a acelerar las negociaciones para establecer un marco de trabajo internacional y legal, ACTA, y buscar completar las mismas para finales de este año".

5: Visibilidad: La campaña para detener SOPA comenzaron relativamente a tiempo durante su desarrollo. Para el momento en que estaba llegando a manos del Comité Judicial de la Cámara, la oposición ya había dado a conocer su opinión al respecto.

ACTA se encuentra por su parte fuera del conocimiento de la mayoría de las personas, esto a pesar de que ha estado bajo negociaciones oficiales por cerca de 5 años. Los esfuerzos contra esta dentro de los Estados Unidos han sido moderados a lo mucho, aunque persisten con una petición firmada por más de 6 mil simpatizantes y enviada a la Casa Blanca la cual ya recibió y busca "terminar con ACTA y proteger los derechos a la privacidad en Internet."

Pero la visibilidad de ACTA está creciendo en las naciones que aún tienen que firmar el tratado. Polonia anunció la semana pasada que la firmaría este 26 de enero, ocasionando la ira de los grupos opositores polacos incluyendo representantes del colectivo Anonymous. A pesar de las amenazas y de que incluso el sitio web del primer ministro de Polonia fue atacado, Polonia firmó el tratado.


0 comentarios:

Publicar un comentario

Estimado visitante:
Se aceptan todos los comentarios, siempre y cuando están dentro del marco del respeto y no sean SPAM. (Gracias por tu visita / comentario)

 
Top